miércoles, 24 de marzo de 2010

No te des por vencida.

Esta es la historia de la chica a la que la dejan. La chica, infeliz, no podía estar más deprimida. Sus amigos siempre le decían que tenía que olvidar a ese hombre, que ya nada tenía que ver con ella, que era un cabrón...
Tras muchos años de depresión, bebida, olvido... Por fin, un día se levantó, se atrevió a mirarse al espejo y vio la chica que la tristeza no dejaba ver. Esa bella persona, la chica más guapa del mundo estaba reflectida en el espejo. Así que salió a la calle. Por la calle todo el mundo le sonreia y no paraba de escuchar comentarios tipo "Qué guapa es esa chica, ¡Cómo envidio su belleza!". Ya estaba convencida, que él no la quisiera no era su problema ahora, era el de él por todas las oportunidades que había dejado atrás con ella.
Caminó por todas las calles de la ciudad y en un callejón olvidado de las afueras lo encontró... Allí estaba, ése chico que tanto daño le había hecho. Así que tragó saliba y...
-Mírame... ¡SOY FELIZ! Tu juego me ha dejado así. No sé dónde queda el nosotros que fuimos un día, pero... La verdad: no me importa. Ahora sé que soy feliz y que si volvemos a estar juntos alguna vez no lo seré. Así que adiós. Pagó la jaula al domador...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.